INAUGURADO UN RESTAURANTE EN LA FRONTERA ENTRE UTRERA Y ALCALÁ DE GUADAÍRA

Este es un sitio web satírico. No lo tomes en serio. Es una broma.

jueves 08 diciembre 2059 76786 Compartes

Nadie duda a estas alturas que el sector hostelero está seriamente golpeado por la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. A esta situación, cabe añadir la reciente medida de establecer un toque de queda en toda España y los más que probables confinamientos perimetrales, noticia filtrada y valorada por el ministro de Sanidad, Salvador Illa.

Con este panorama, a bares, restaurantes y cafeterías, asfixiados por las actuales restricciones, no les queda otra que reinventarse. Y, como respuesta a estas amenazas, una conocida familia sevillana de hosteleros ha inaugurado el pasado mes de octubre su nuevo negocio situado en la carretera A-8001Utrera-Carmona. Este restaurante está estratégicamente diseñado para amortiguar el fuerte impacto económico que supone la aplicación de las medidas sanitarias de prevención dictadas por el Gobierno.

La Venta Sanlúcar, nombre con el que han bautizado el recién inaugurado establecimiento, se sitúa en la misma frontera física entre los municipios sevillanos de Utrera y Alcalá de Guadaíra.
Pepe Lumbreras, uno de sus propietarios, declaró a los medios que "como la Venta está entre dos pueblos, ninguna ley va a prohibir que utreranos y alcalareños se rejunten todos en un mismo lugar, eso sí, con todas las medidas de seguridad".

Su terraza, de más de 500 metros cuadrados, dispone de 50 mesas familiares que cuentan con las máximas garantías de seguridad; ya que se distancian considerablemente unas de otras. Esta amplia terraza cuenta con toldos y paneles móviles que permiten climatizar todo el espacio. En opinión de Margarita Luna, co-propietaria y jefa de sala, "permite disfrutar de la comida todo el año. Si hace frío en invierno, ponemos la calefacción. Si hace calor en verano, ponemos los aires acondicionados que hemos instalado en la parte de atrás. Y en primavera, ponemos los filtros antipolen para los alérgicos y para que no entren las moscas. No olvidemos que estamos en mitad del campo".

Otra de las grandes bazas de este establecimiento es, sin duda, su rica propuesta culinaria, de clara vocación marinera incluye guisos como sus fideos con tellinas, chirlas y almejas o su zarzuela de pescados. Platos exquisitos como sus croquetas de pargo o sus hamburguesas de corvina sobre cama de puntillitas al ajillo. Prometedores fritos como sus ortiguillas con salsa de tomate o su cazón en adobo sobre lecho de papas panaderas. Luis Cotillas es el experimentado chef al frente de los fogones de Venta Sanlúcar y durante la entrevista nos comenta que "no entendería un lugar como este sin una carta variada de pescados y mariscos de nuestra tierra. Me gusta Sanlúcar, voy de vez en cuando. De ahí el nombre de la venta. Incluso participo activamente en la pesca para comprobar que la calidad del género es la mejor. Si con el confinamiento no me dejan salir de aquí, me traeré cangrejos del río Guadaíra si hace falta, pero tengo que verificar la calidad de la materia prima.

Pepa Regustillo, esposa de Pepe, es de quien partió la arriesgada idea de abrir un restaurante en estos tiempos tan difíciles para el sector. Cuando le preguntamos qué le impulsó a llevar a cabo a esta iniciativa, su respuesta fue clara y contundente: "estoy hasta el coño de levantarme a las 4 de la mañana".

Este es un sitio web satírico. No lo tomes en serio. Es una broma.

loading Biewty

Oso